Nuestros secretos para elaborar quesos vascos

Quesos excepcionales

Agour lanzó la primera leche cruda Ossau-Iraty en 2003.

La leche cruda es un producto sensible. Agour ha establecido un pliego de condiciones muy exigente para sus productores. Se prohíbe el almacenamiento de forraje ensilado -bajo lonas- que favorece la fermentación y el desarrollo de bacterias lácticas o patógenas en la leche. Las ovejas se alimentan con forraje natural secado al aire. La leche recogida diariamente es rastreada y analizada por el laboratorio.

« Escándalo en el Elíseo »

Un día, un ministro del País Vasco se sorprendió al ver que en las bandejas del Elíseo no se servía nunca Queso de Leche de Oveja... Un "error" rápidamente reparado por el Quesero de la rue du Bac, en París, que hizo los primeros pedidos... ¡La historia podría haber terminado ahí!

Pero un día, Jean Etxeleku se dio cuenta de que los quesos listos para ser enviados a la capital estaban un poco pálidos... ¿Qué podía hacer para que tuvieran mejor aspecto? Entonces se le ocurrió pincelarlas con pasta de pimiento de Espelette, como había visto que se hacía en el Jambon de Bayona. Al principio desconcertado, el quesero del Elíseo probó y juró por estos quesos de corteza colorida y perfumada que seducían a los invitados... Hoy, el pimiento de Espelette es el único aditivo no quesero autorizado por la DOP Ossau-Iraty.

Descubra los demás secretos de fabricación